Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de noviembre, 2011

Albergar un sueño

Mi deseo es albergar un sueño,  en el que tu no aparezcas. Mi deseo es volver  a caminar sin pies y a volar sin alas . Sintiendome  de nuevo yo, algo que me arrebataste con tu comportamiento. Volveré  a vestirme con  esa calma que hoy me falta y tanto echo de menos. Limpiare mis ojos de la huella que los tuyos dejaron dentro. ¿Amor? No creo que aquello,  llevase ese nombre , no lo creo. Mis sentidos tan solo  se aferraron a la sin razón de un  imposible, lo que hoy  estoy pagando. esperare a percibir como llega hasta mí ese relajante aroma que trae el olvido consigo. Brotándome  una sonrisa toda cuajada de esperanza, que deje de hacerme sentir pérdida.

Ahora que sé

Ahora que sé que no te tengo y de que nunca te he tenido.  Ahora que no tendre  a quien escribirle un poema  que encierre el amor entre sus letras.  Ahora que me autocastigo a este final como condena,  olvidando todo lo que llevo dentro,  le cerrare la puerta a los sentimientos.  Mirare hacía otro lado y desoiré de mi corazón su queja…  Ahora ante esta abrupta y despiadada realidad,  volveré a ser esa marioneta que aprendió un día  a esconderse tras una sonrisa.

Atrapada en el silencio

Un otoño adormecido.
Un deseo acallado.
Un querer y no poder
en ésta realidad
de la que a diario huyo.
Un jinete sin caballo
Una luna sin cielo
Un amor que agoniza
sin haber nacido.
Un silencio que me atrapa.
Un horizonte en tu mirada.
Un invierno y mucho frío.
Un reloj marcando un final
sin que nada haya ocurrido.
Mientras que mí realidad,
con sarcasmo me hace un guiño