7 de mayo de 2007

Pétalos resecos


Caen uno a uno pétalos resecos
como gotas de agua
sobre esas arrugadas y áridas sábanas
que representan una vida
Uno a uno lentamente
como esos finos granos de arena
de un reloj que impasiblemente
marca el ayer, marca el hoy,
y tal vez este ya marcando un mañana…
Despierta, miro esa almohada
sobre la que soledad aun duerme
y no logro despertarla.
Seguirán cayendo pétalos resecos
por esas mismas arrugadas y áridas sabanas
con aroma de deseos ocultos y al silencio.
de todas mis madrugadas.

3 comentarios:

  1. Nuestros cuerpos, nuestros deseos se erosionan... solo nos queda la memoria... una memoria difuminada y artificial... que nos ayuda a no naufragar....

    ResponderEliminar
  2. Sueños que lloran
    en las sabanas
    de la noche solitaria.
    Sueños que juegan
    con la almohada
    a inventar
    deseos y ternuras.

    Preciosos tus posts. Ha sido todo un placer del que volvere a disfrutar.
    Un beso envuelto en una rosa.

    ResponderEliminar
  3. ¿Puedo guardar silencio?
    ... Y rociarte de rocio, para tus hojas resecas.
    Un beso Ana.

    ResponderEliminar