26 de abril de 2007

Pensamientos conversos y cóncavos


Creo a diario mi propia confusión.
Con inexistentes tijeras
recorto sentimientos, emociones y miedos
colocándolos en mí escenario.
El desconcierto deambula dentro de mí.
Los besos con sabor a engaño
aun residen en el recuerdo.
Un asesino de ilusiones
sobre mi vida cabalga
entre sorbo y sorbo de un café amargo
que degusto en solitario.
Negro sobre blanco,
blanco sobre negro,
retazos y más retazos.
Un saco repleto
de pensamientos conversos y cóncavos.


3 comentarios:

  1. Gracias Ana, por tus palabras de apoyo,dentro de poco, espero, volveré a comentar con normalidad.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Un saco repleto de buenas letras, negro sobre blanco, como el fondo de tu blog.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Y QUE BLOG MAS LINDO!!!
    CARIÑOS PARA TI.
    MAR

    ResponderEliminar